Tiene ke parecer so taken from...

2 de abril de 2014

Algo claro que recuerdo

Love vigilantes (Iron & Wine)
https://www.youtube.com/watch?v=ugx0zC3Otwk


Hoy me di cuenta de que lo que se dice
se dice para siempre.

Antes creo que creía que subía al Paraíso.

Ahora veo las palabras grabarse. Gastarse.
Irse.

Mapas invisibles que se van perdiendo, igual que el futuro
ese desierto allá a lo lejos en el que quizá
la noche te absorbe el día con su promesa de música
y te dejas caer escaleras abajo por la alfombra infinita

o en el que, simplemente
ser más humilde.


Hay cosas de las que sólo había oído hablar.

La distancia, por ejemplo
(creí haber entendido bien el concepto)

pero hubo personas, que como llegaron se fueron
y al final de los recuerdos
no se salvó nada.


Me moví por amor. Tuve alucinaciones. No dejaba de pensar en ti. Hacía como que no existías.

Tiré de una última patada la puerta de la paranoia abajo
cuando yo era otra.

He evitado mentir girando.
He chocado. He oscurecido.


Fui de flor en flor como si pisar tierra adormeciera.

A veces sólo se hacen las cosas por si poesía,

¡somos zumo de naranja recién exprimido,
la antítesis de la crueldad,
adolescentes sin pijamas...


Me salto decorar la anécdota para quedarme con el tiempo,
el aire la bohemia sin suelo sin soles

volverán terremotos, soledades

se amarán los mares

se partirá el cristal, y el silencio
se burlará de lo templado volviéndose caliente.


Sólo hay una manera de que se te queden las cosas
y es pegándote la ostia,

no pasa nada.

La claridad no resultó ser la ausencia de nubes
sino el tintinear de lámparas
envejeciendo la velocidad de la risa
para que fuéramos agua

y el dolor, en vez de roca, era la grieta

y si algo estaba vivo, entonces no podía controlarse.


Hace tiempo que no lloro de pena.

La inocencia se va.
Poco a poco. Demasiado.


Hay un punto de tristeza,
no rompo a llorar porque esta casa me espera
con su hierro y su vino.


La semilla que lo cambió todo.


Algo claro que recuerdo.


Bajó Zeus a echarme la bronca.


Y supongo que ese mensaje sencillo directo al corazón
será mi sombra.



Tiemblan (Joe la Reina)

1 Comments:

Anonymous Miriam said...

"¡somos zumo de naranja recién exprimido,
la antítesis de la crueldad,"

este poema de los de volverme loca, aunque ahora no más que saber a qué puede saber el vino tinto frente al blanco y cómo explotan mil cosmos en tus ojos y qué largo a veces el camino de vuelta a casa

6/11/2014 11:58 p. m.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home